Archive
Tendencias

Responsive Branding

Durante los últimos años y debido al incremento del uso de dispositivos móviles y tablets, se ha popularizado el llamado Responsive Design. Pero qué es exactamente el Responsive Design y qué relación tiene con las marcas?

El Responsive Design es parte de la evolución del diseño web. Desde hace ya dos décadas, el diseño web se ha basado en estructurar la información para ser visualizada mediante un ordenador y en estudiar la manera de captar el interés por parte de los usuarios. Se intentaba buscar un equilibrio entre el diseño y la funcionalidad analizando la interacción de los usuarios a la hora de navegar por un página web. Se estudiaba, entre otras cosas, en qué posición de la pantalla sería más visible y memorizable el logotipo, cuánto tiempo estaba un usuario navegando por una misma página web, por qué razón seguía navegando o por lo contrario, por qué perdía el interés.

Eso no dista mucho de la forma en que las marcas buscan crear estrategias de venta para captar la atención de los consumidores. Para muchas de ellas, el nacimiento de internet ha resultado ser una catapulta hacia una nueva manera de promocionarse.

Con la evolución de la tecnología, se han tenido que adaptar las bases del diseño web constantemente: distintos sistemas operativos, incremento de la velocidad de red, nuevos lenguajes de programación, distintos navegadores, etc. Y con la llegada del wi-fi, la sociedad ha necesitado comunicarse de forma remota y el diseño ha tenido que adaptarse a los dispositivos portátiles. Como resultado de este proceso nace el Responsive Design, basado en la adaptación a los distintos formatos de pantalla por parte de una sola web para lograr una visualización óptima.

c4a06cc86a1a67110c73b416b1db9be9

La necesidad de tener diseños líquidos interactivos ha cambiado la manera en la que se perciben las marcas, provocando así nuevos retos. Si hasta ahora se ha tratado de mantener la consistencia para reforzar una idea a través de un diseño, (siendo muy rigurosos en la elección de los colores, tipografías, etc. que definen esa marca), actualmente se acepta que en el mundo digital hay que cambiar para adaptarse.

Como prueba de ello, un estudio realizado por la UCLA descubrió que los alumnos tenían dificultad a la hora de dibujar el logotipo de Apple. ¿Cómo puede ser que un logotipo que vemos repetidamente no pueda ser memorizable a la perfección? La conclusión fue la siguiente: cuanto más vemos algo menos lo percibimos, ya que el cerebro omite la memorización por repetición y pasa a focalizarse en la experiencia. En el caso de Apple, a través de su Think Different.

Recientemente varias marcas han pasado a aplicar el Responsive Branding o Branding adaptable, a enfocarse en el mundo digital creando un sistema de logotipos de una sóla marca para escapar de la repetición y ser reconocibles más fácilmente.

Un ejemplo sería el logotipo The Whitney Museum of American Art in New York. Un logotipo llamado The Responsive W con el que han creado una W en la que su forma, se adapta al formato sobre el que se aplica así como en el uso de la marca.

responsiveW600

La página web http://www.responsivelogos.co.uk/  también propone logotipos de marcas conocidas que cambian cuando se reduce el tamaño de la pantalla. Como la página http://responsiveicons.co.uk/, que ya propone un sistema de iconos responsive. Al fin y al cabo, se trata de simplificar las formas del diseño a medida que el formato de pantalla se minimiza.

logos-responsive-la-soluci-n-adaptable-en-el-branding-digital__20150202085506__n

responsive-icons-banner-662-322
Aunque es importante crear unas mínimas pautas que definan la personalidad de una marca, en la era digital la inconsistencia se abre camino como una nueva estrategia de diseño para el reconocimiento de la misma.

Leer más

Un momento de cambio

Tras asistir al evento I AM Weekend – Redefining the future of media, deseaba compartir una pequeña reflexión personal sobre el sentimiento global que se desprendió de las jornadas.

Este evento trataba de conectar a personalidades y empresas que están participando activamente en la redefinición de los medios y la comunicación en todos los ámbitos: diseño, arte, generación de contenidos, nuevas tecnologías… aportando nuevas visiones e intercambiando percepciones en todos estos campos; intentando deducir hacia dónde vamos.

Lo cierto es que nos encontramos en un momento de cambio e incertidumbre, que no deja de ser trepidante y lleno de oportunidades. Porque no hay un futuro, si no muchos. Porque algunos se empiezan a definir claramente, de otros apenas vislumbramos la punta del iceberg y muchos ni tan sólo los hemos imaginado. Nos encontramos en el momento de definir como será la comunicación en el futuro, cuál va a ser el papel de los medios y qué van a aportar a la sociedad.

 

La única constante es el cambio

El mundo se mueve y cambia a una velocidad nunca antes vista. Algo que ayer funcionaba puede no funcionar hoy y algo que funciona hoy puede no funcionar mañana. Es necesario hacer un salto, buscar nuevas perspectivas y nuevas herramientas de comunicación, implementar y evolucionar de manera constante. La creatividad es nuestra mejor arma para afrontar los desafíos de esta nueva era digital dónde el límite lo pone nuestra imaginación. Competimos por el tiempo de nuestros consumidores y la única forma de ganar esa competición es que aquello que ofrecemos tenga un valor para ellos, que sea real y diferenciador.

 

Creativity makes things better

Las nuevas tecnologías son el medio en el que podemos llevar a cabo acciones y proyectos innovadores. Tomando la tecnología actual como una herramienta y no como una finalidad, los límites se encuentran en aquello que somos capaces de pensar y soñar.

Estamos en el momento idóneo, en el que podemos marcar un punto de inflexión, no sólo en el terreno de la comunicación si no en cómo será nuestro mundo en el futuro. Debemos afrontar este reto con conciencia ya que en nuestras manos resta la responsabilidad de definir como será nuestra realidad. Podemos ser aquellos que simplemente dejan a los cambios suceder, aquellos que se preguntan qué es lo que ha pasado o aquellos que provocan el cambio.

 

“Dreaming small is worse than having a nightmare”

 

¿Os apuntáis?

Leer más

¿Necesita España su propia tipografía?

Vio la luz hace menos de un año, pero la tipografía oficial de Alemania tuvo un largo proceso de gestación que estuvo muy cerca del lustro. Bundessans y Bundesserif componen una megafamilia completa de tipos con y sin remate. Un trabajo exhaustivo y minucioso de Jürgen Huber y Martin Wenzel, destinado a ser utilizado en toda comunicación del gobierno federal alemán y sus ministerios, online y offline, nacional o internacional.

No es la primera tipografía diseñada a instancias de un gobierno y, probablemente, tampoco será la última. Es una de las más completas, aunque siempre tendrá tintes de subjetividad el juicio que se haga sobre su pertinencia o encaje con las personas y los valores del país al que representa.

Casi al mismo tiempo que la de Alemania, conocimos la fuente de Holanda –que también presentó familias sans y serif–, y poco después de Holanda, se mostró al mundo la de SueciaSweden Sans, una tipografía monoespaciada, funcional y minimalista que, inspirándose en la señalética instalada por todo su territorio a mediados del siglo pasado, debía mostrar el carácter del país al que representa de “una manera fresca y dinámica” (aquí nos limitamos a citar el brief gubernamental, no exento de clichés)–.

Como bien decía la reseña sobre la tipografía sueca de The Guardian hace unos meses: “los países tienen himno nacional, gastronomía nacional e incluso danzas nacionales. Los suecos han llevado su identidad cultural un paso más allá creando su propia tipografía”. ¿Era necesario? ¿Les ha ayudado a reforzar su ‘marca país’? ¿Por qué no hemos hecho aquí lo mismo?

Leer más

Adaptando el Design Thinking

design-squiggle1 (1)

 

A lo largo del tiempo las marcas han ido evolucionando en sus roles. Primero simplemente indicaban “quién era el autor”. Más tarde, aseguraban la calidad o prometían placer. Hace unas décadas, las marcas ya se establecieron como iconos y símbolos culturales que creaban comunidades y formaban tribus. Ahora, además, las marcas se han alzado como elementos dinamizadores que mueven a la participación y a la interacción de acuerdo con una causa o misión.

Leer más

Naming: mucho más que creatividad

El próximo día 5 de marzo imparto un curso de naming englobado en el programa de branding de SUMMA en Foxize School en Barcelona, y el 15 de abril en la Cámara de Madrid por lo que ¿qué mejor manera de introducirlos que hacer un post sobre naming?

Porque hacer naming es realmente una disciplina profesional compleja, no una cuestión meramente creativa y por eso se puede “enseñar”:

Automáticamente se asocia naming con inventar nombres y no es para nada tan sencillo o complicado.
Eureka!
La gente piensa ¡qué difícil! ¡no se me ocurriría nada! Y ciertamente es difícil pero no por cuestiones meramente creativas.
El naming es una disciplina que tiene mucho método, es muy estratégica y se aprende.
Sí, a hacer naming se aprende, no se es simplemente buen o mal namer por tener mucha inventiva.

Leer más

Marcas, ¿responsables?

¿Delegamos los consumidores en las marcas la responsabilidad de disfrutar al máximo de nuestras vidas? ¿Tienen las marcas esta responsabilidad?

Pueden parecer preguntas existencialistas, pero lo cierto es que cada vez más los consumidores demandan a las marcas una mayor nivel de relevancia útil. Es decir; que aporten más allá de la mera venta de un producto o servicio, o que los propios productos o servicios sean extraordinarios.

Por ende, las marcas reaccionan (o se anticipan) a esta demanda creando productos más experienciales o relevantes, o acercándose a sus públicos de una forma más vivida e intensa, si la posibilidad de intervenir en producto no es factible.

Las promesas de marca están al servicio de las experiencias. El overpromise se castiga duramente. El consumidor rastrea por la red hasta que encuentra algo que realmente le satisfaga, o crea que va a hacerlo. Y si no lo hace, castiga a la marca duramente. El consumidor de hoy “no tiene tiempo que perder” malgastándolo en una experiencia de consumo no satisfactoria.

Leer más

Arte y Marca

Parece que hablar de diseño siendo consultora no me toca, pero me lo voy a permitir porque siendo consultora de branding se aprende a mirar de una forma que muchas personas, si no tienen esa capacidad de forma natural, no la tendrán nunca si no conviven con el arte y diseño en el día a día. Por eso, y porque me apetece ;), me atrevo a presentaros a dos pintores fantásticos y haré una reflexión de lo que podría el branding aprender del arte.

Son Masu Cirujano y Juan Fernández-Miranda Muñiz.

Juan Fernández-Miranda Muñiz

Masu Cirujano

Leer más

Diseñar el amor

Poemas, novelas, obras pictóricas, canciones y óperas, fotografías, sinfonías, ensayos clínicos, millones de tweets… A lo largo de la historia, el amor ha sido una fuente de inspiración fundamental porque, en cualquiera de sus formas, es un sentimiento universal que todos conocemos y vivimos.

El amor es una emoción evocadora: estremece, conmueve, sensibiliza y enternece. Y por todas estas sensaciones, y por ser un sentimiento positivo, muchas marcas se han inspirado en él para desarrollar su identidad visual. Pero el amor es un sentimiento tan difícil de definir y explicar, como difícil de representar y sintetizar gráficamente.

Leer más

Medir o medir; esa es la cuestión

Tradicionalmente la medición ha sido la gran olvidada en procesos vinculados al marketing. Hay una frase de John Wanamaker que pasará a la historia en este sentido: “Se que la mitad del presupuesto de marketing es inútil; el problema es que no sé qué mitad”.

En realidad todos los que llevamos años trabajando en el sector hemos experimentado cómo los recursos disponibles eran invertidos más en la generación de campañas publicitarias que en la medición de las mismas. La medición quedaba para el previo, en el que había que escoger si invertir en televisión o diversificar a través de otros medios en base a los tipos de audiencias. Y los indicadores que medían (y miden) las audiencias estaban basados en criterios socio-demográficos demasiado generales, como para poder llegar a tener un conocimiento veraz de cómo iba a funcionar la apuesta de inversión concebida para una campaña.

Había dificultades importantes para medir tanto qué iba a funcionar como si había funcionado o no.

Y es que lógicamente, y dadas las fórmulas tradicionales de acercamiento a los diferentes públicos de una empresa, había un antes y un después de una campaña, cuyos datos asociados podían ser medidos de forma aproximativa, y que no permitían subsanar de forma ágil y económicamente viable los problemas que surgían por el camino al darnos cuenta de que habíamos entendido mal lo que estas audiencias no muy bien atendidas estaban demandando…

Esto es pasado.

Leer más

Un nuevo paradigma para las marcas? La dinámica de la vida aplicada a las marcas.

Sabemos que la vida tiene una cualidad dinámica que hace que percibamos el mundo de una manera más cambiante y menos estática, en contra de como tal vez desearían las marcas, que crearían experiencias de marca globales y estáticas para poder controlarlas mejor.
Sin embargo, cada vez se da menos esta circunstancia, y hay que adaptarse con rapidez a la información, facebook, twitter, y las nuevas tendencias.

Pero no sólo influyen estos tópicos relacionados con internet y la rapidez de difusión de la información que circula, también estamos asumiendo cada vez más desde un punto de vista global y social la naturaleza cambiante de las cosas, no sólo debido a internet y el mundo digital, sino también por la propia cualidad del mundo que nos rodea. No es que antes no fuera así, la vida siempre ha sido así, pero la tecnología, paradójicamente, no nos ha alejado de la auténtica naturaleza del mundo, sino que nos está acercando más a su esencia.

Esto hace que las marcas tengan que vivir más al día, con más realismo y menos ideales, adaptarse con rapidez, estar atentos a muchos aspectos.

Leer más