Pinterest

Es, sin duda, la red social que ha conquistado el corazón de los diseñadores. Su nombre es Pinterest y su filosofía, muy sencilla: consiste en guardar imágenes y vídeos que despiertan nuestro interés cuando navegamos en internet, y organizarlas en boards según su temática. Cada usuario guarda en su perfil lo que le gusta, y lo comparte con todo el mundo.

Al contrario que Facebook y Twitter, Pinterest apuesta por el poder de la imagen y no de la palabra. Es cierto que en casi todas las redes sociales podemos compartir imágenes, incluso algunas son específicas para ello como Tumblr. La diferencia con Pinterest es que nunca son imágenes de la vida privada del usuario, sino imágenes con un espíritu preciosista común, con interés por sí mismas y, la mayoría, con un valor estético superior. Ahí está probablemente el por qué ha enamorado a ilustradores, tipógrafos, arquitectos, decoradores, fotógrafos, amantes del arte, del cine, de la moda y, en general, de todo lo visualmente atractivo.

Esta red social nació en Palo Alto en el año 2009 de la mano de Ben Silbermann, Paul Sciarra y Evan Sharp. Con un seguimiento muy pobre en sus inicios, en 2011 despegó, apareciendo en la lista de la revista Time como uno de los 50 mejores sitios de Internet. En 2012, se convirtió en la tercera red social de Estados Unidos, casi al mismo nivel que Twitter y superando a LinkedIn y Tagged. Hoy sigue creciendo de forma exponencial.

Ben Silbermann explica que el nacimiento de Pinterest se debe a su afición de coleccionar sellos e insectos. Opina que las redes sociales son la manera de hacer online lo que antes hacíamos offline. Antes de los blogs, escribíamos en cuadernos y diarios. Antes de Facebook, guardábamos en un álbum las fotos de las vacaciones. Antes de LinkedIn, teníamos una agenda de contactos profesionales. Y a los diseñadores, antes de Pinterest, nos gustaba bucear en libros y revistas buscando inspiración. Ahora Pinterest nos ayuda a coleccionar imágenes bellas, o feas, o dramáticas, o coloristas, o escandalosas, o absurdas. En resumen, imágenes inspiradoras porque el diseñador necesita motivación visual y conceptual constante.

Igual que en el resto de redes sociales, Pinterest tiene defensores y detractores a partes iguales. En la parte negativa, se habla de que es una red mayoritariamente femenina, algo que lo ha estigmatizado desde el principio. En la parte positiva, se comenta su gran capacidad de engagement para las marcas, si bien su practicidad y facilidad de uso es el valor más destacado. Pero más allá de todo esto, ¿qué es Pinterest? Para mí, es unas vacaciones para los ojos de un diseñador, un viaje alrededor del mundo con la mirada, una revista que se edita todos los días, un libro de arte eterno y una escuela en la que podemos ser profesores y alumnos al mismo tiempo.

Si tenéis curiosidad, en su blog encontraréis las tendencias que han tenido más relevancia cada semana, además de entrevistas con sus usuarios, sobre todo con diseñadores de todo el mundo.



0 comentarios
Enviar comentario